Curiosidades de flores y plantas

Ajo ornamental:

Algunos expertos piensan que esta planta es originaria de Centro Europa. Según otros procede del continente asiático y norte de Rusia.

Su nombre científico es Allium Giganteum. En castellano y en francés se llama ajo, en alemán puerro y en inglés cebolla o puerro. La verdad es que ninguno de estos términos es acertado ya que únicamente sus hojas desprenden un aroma que nos recuerda a estas hortalizas.

Estas plantas tienen unas espectaculares hojas de color verde azulado. Las flores son muy llamativas ya que parecen balones florales. Al contrario que otros tipos de allium, estos no son invasivas.

Quedan muy bien en los jardines y además son ideales para combinar con otras plantas perennes.

Son muy adecuadas para utilizarla como flor de corte, son muy duraderas y no pierden su belleza al secarse.

Se pueden utilizar perfectamente para hacer arreglos florales naturales e incluso para arreglos de flor seca. Una vez secas no necesitan ningún mantenimiento especial.

Sus bulbos, sus flores y sus hojas son comestibles. Su sabor está entre la cebolla. , los puerros y los ajos, es de sabor delicado. Los grandes bulbos pueden consumirse crudos o cocinados, las hojas se pueden consumir enteras, troceadas o cortadas en tiras. También se pueden tomar cocinadas como verdura.

El ajo ornamental debe cultivarse en suelos porosos pero con capacidad para retener la humedad. Se planta en otoño y florece a finales de la primavera o en verano.

Flores y plantas afrodisiacas:

Desde hace miles de años los temas relacionados con la sexualidad han despertado muchísima curiosidad generación tras generación. Desde siempre se ha buscado potenciar el atractivo sexual y la estimulación de la sexualidad.

Desde que el hombre existe, se han conocido flores y plantas que activan el apetito y la excitación sexual.

No es fácil comprobar que el efecto afrodisíaco es real ya que el efecto de éste normalmente no es físico, sino psicológico. Podemos decir que el sexo es una cuestión que está más en nuestra cabeza que en otras partes del cuerpo.

Vamos a enumerar ahora algunas de las flores y plantas afrodisíacas más conocidas e importantes:

– Cacao: Conocido como chocolate como afrodisíaco. Aumenta el apetito sexual ya que contiene feneletilamina, una substancia estimulante, euforizante y vigorizadora,

– Damiana: Pequeño arbusto conocido sobre todo en México y en la América tropical. Utilizado por las mujeres indígenas, las cuales lo toman dos horas antes del coito para disfrutar del acto sexual.

– Gingseng: Muy conocido en todo el mundo. Estimula el sistema nervioso central y también el apetito sexual.

– Guaraná: Procedente del Brasil, utilizada como estimulante sexual por las tribus indígenas. También aumenta la resistencia a la fatiga.

– Abrótano: Conocido también como “La perdición de las doncellas”.

– Apio: Contiene feromonas, una substancia altamente afrodisíaca.

– Azafrán: Un afrodisíaco que da color y sabor, muy conocido en Oriente.

Esperamos que os haya gustado la noticia de esta semana y que podáis comprobar vosotros mismos si los efectos de estas flores son reales…

¿Por qué algunas plantas son rojas?

Según Hans Helsper, investigador bioquímico de flores, las plantas se protegen de la acción nociva de un exceso de luz, sobre todo luz ultra violeta, volviéndose rojas.

Otro mecanismo de las plantas es la formación de antioxidantes.

El color rojo de flores y frutos sirve para atraer animales para la polinización y dispersión de semillas.

¿Qué causa el color rojo?

Se encuentran varias substancias en plantas que originan el color rojo como son antocianos, carotenos y betalaínos. Cuál de las substancias que puede ser producida por la planta está genéticamente determinado.

¿Puede un mejorador obtener una variedad roja e cualquier planta?

Si la especie tiene un gen que causa el color rojo es bastante sencillo lograr nuevas variedades de color rojo mediante cruzamientos. Si no dispone de dicho gen, resulta más complicado.

¿Cuánto sol puede aguantar una planta roja?

Ya que el color rojo sirve e protección contra un exceso de luz, las plantas rojas aguantan más sol que las de hojas verdes.

¿Qué factores influyen en el color rojo?

La cantidad de luz es primordial. Por lo tanto es más fácil cultivar una planta roja en verano que en invierno. Resulta que la temperatura apenas tienen influencia, sin embargo la falta de minerales potencia la coloración.

Consejo:

Para que una planta roja conserve su color es preferible colocarla en un lugar luminoso. Si la planta aguanta mucho sol directo depende de la especie. Esta información se puede encontrar en el distintivo con los consejos de cuidado. Si le da mucho el sol, la planta evapora mucho el agua, por lo que hay que regarla frecuentemente.

Escribe un comentario

Tu e-mail no será publicado. Los campos marcados con un asterisco son obligatorios.

No hay comentarios

Artículos Relacionados