Los árboles educan

Los árboles y los valores que inculcan a nuestro hijos.

“En un árbol vivía un gnomo, era muy sabio y todos los niños que se acercaban a su árbol aprendían sin ellos saberlo… aprendían educación, respeto, cuidado con el Medio Ambiente y ecología”.

Los árboles es el tema de hoy, los árboles y los valores que de un modo u otro inculcan a nuestros hijos. Esta semana me decía mi hijo que tienen un huerto y es que en el colegio al que asiste tienen una zona habilitada para un “Huerto Escolar”. Me llamó la atención cómo me contaba que habían plantas que ya estaban creciendo y noto que, ahora, cuando vamos al parque lleva más cuidado con las plantas que hay a su alrededor. A mi esta idea me entusiasma porque ellos son los responsables del “Huerto” y tienen que cuidarlo, máxime cuando no hace mucho, viendo las noticias en el televisor informaban que muchos niños no sabían de dónde procedían ciertas frutas, alguno hasta decía que las hacían en una fábrica. Damos por hecho cosas que nuestros hijos no tienen porqué saber cómo que las patatas crecen bajo tierra al igual que los cacahuetes, esto por poner un simple ejemplo.

Hoy voy a dejar un poco el huerto de lado, el siguiente día hablaré sobre ello. Ahora quiero hablar sobre los árboles y los niños. Los árboles son algo especial, mágicos diría yo para los niños, recordad que en ellos viven duendes y sobre todo los escurridizos gnomos. Los niños tienen que saber que los árboles producen el aire que respiramos, hay más cualidades y beneficios que aportan pero para los niños el tema del aire es el más especial e importante. A ellos les llena de curiosidad el ver cambiar las hojas de color en las distintas épocas del año y cuando llegue el otoño podemos aprovechar para recoger hojas del suelo y utilizarlas para pegarlas en papel o hacer cualquier otra manualidad junto a ellos.

Es un derecho de la Naturaleza el que sea respetada, y si no lo es yo lo proclamo desde aquí, por lo tanto debemos inculcar en nuestros hijos este respeto fundamental. En muchas ocasiones habremos oído lo de plantar un árbol, se dice así como una cosa sencilla (y lo es) pero hay que ser conscientes de que todo el mundo no tiene la oportunidad de hacerlo por diferentes motivos. Si os animáis a plantar un árbol con vuestros hijos es muy importante que sea de alguna especie autóctona de la zona porque es lo más responsable y también porque aunque nos olvidemos de cuidarlo podrá crecer sin ningún tipo de ayuda extra. Para un niño esto es muy especial, desde el momento en que se hace el agujero hasta años después en que vea que crece. Pero, como iba diciendo, sé que hay mucha gente que no puede plantar un árbol y yo lo que recomiendo es apadrinar uno, si es pequeño mejor que mejor. Se le dice al niño que vais a cuidar de ese árbol (uno elegido por vosotros mismos) y para él será muy importante ir viendo como crece, de vez en cuando puedes ir con tu hijo y quitar las hierbas de alrededor y explorar el tronco en busca de habitantes como hormigas, una foto de vez en cuando es imprescindible para que el niño pueda ver cómo va creciendo el árbol. ¡Ahora ya tenéis un sitio bajo el que merendar, será como su segunda casa porque él o ella son padrinos de ese árbol!

Así que ya sabéis, si no podéis ir al campo seguro que tenéis algún parque cerca donde ir con vuestros hijos y enseñarles a respetar y apreciar a los árboles. Ojalá tengáis suerte y encontréis algún nido de pájaros, esto a ellos les fascina y así de paso aprenden que gracias a los árboles muchos animales pueden vivir.

Educación, respeto, responsabilidad, cuidado con el Medio Ambiente y ecología son todo lo que podemos hacer que nuestros hijos refuercen como valores gracias a los árboles.

Artículos que te pueden interesar:

¿Te gusta este artículo? compártelo:

Escribe un comentario

Tu e-mail no será publicado. Los campos marcados con un asterisco son obligatorios.

Un Comentario en “Los árboles educan”

Artículos Relacionados